lunes, 30 de junio de 2008

En busca del sonido de los delfines


Científicos de l'Oceanogràfic participan en una campaña del Gobierno balear para controlar durante un año el paso de estos mamíferos entre Eivissa y Formentera y la costa de Dénia.

Carmelo Convalia, Formentera.- El plan que han puesto en marcha la conselleria de Pesca del Govern balear y l'Oceanogràfic de Valencia se basa en la recogida de datos sobre el paso de delfines mulares (Tursiops truncatus) entre Balears y la costa peninsular. El objetivo es buscar el equilibrio entre la conservación de esta especie y la actividad de los pescadores, que son los profesionales más perjudicados ya que los defines aprovechan las redes caladas para comerse el pescado capturado, y especialmente los salmonetes. El objetivo final es conseguir que esa interacción entre delfín y pescador sea lo menos perjudicial para ambos. Se trata, en suma, de gestionar los recursos pesqueros y evitar pérdidas económicas a los pescadores, teniendo en cuenta que muchas veces los delfines quedan atrapados en las redes.

El biólogo de la Dirección General de Pesca Txema Brotons es el especialista que se ha desplazado a Formentera para poner en marcha este plan junto con los vigilantes de la Reserva Marina de es Freus. La misión que tienen encomendada es el seguimiento acústico de los delfines que pasan por la Reserva Marina. Para grabar los sonidos que emiten han recurrido a una sofisticada tecnología denominada POD.

Hidrófono conectado a un ordenador

Se trata de un hidrófono (micrófono submarino) conectado a un ordenador sumergible que se coloca en el fondo del mar. Este aparato, del que se instalan tres unidades en aguas de la Reserva de es Freus, tiene una autonomía de un mes.

Cuando el hidrófono detecta los clics de los defines, no los graba directamente ya que su registro ocuparía mucha memoria, sino que analiza la señal acústica y procesa directamente los datos.

El clic es la palabra que los científicos utilizan para definir la unidad de sonido que emiten los cetáceos y que según la actividad que desarrollan tiene una frecuencia diferente. Brotons explica que de esta manera se puede saber si el delfín está de paso, busca comida o pareja, ya que cada frecuencia de clic va asociada a una actividad distinta del animal.

Cada mes, los vigilantes de la Reserva Marina de es Freus recogerán estos POD para descargar los datos que almacena la memoria del ordenador. Los archivos se traspasarán a otro ordenador, cambiarán las baterías y volverán a sumergirlos.

Brotons explicó que "con este sistema podremos conocer el sentido del desplazamiento de los delfines a su paso por la Reserva Marina, si lo hacen de este a oeste o de norte a sur".

Aparatos en la costa valenciana

El control acústico se realizará a lo largo de un año de acuerdo con l'Oceanogràfic de Valencia, que montará aparatos iguales en el litoral de la Comunitat Valenciana. De esta forma se podrá determinar a lo largo de un año la frecuencia de paso de los delfines entre Eivissa y Formentera y la zona de Dénia. Los delfines viven en un mundo de sonidos, ya que su sistema de orientación y navegación es lo más parecido a un sonar. Emiten un clic cuyo eco interpretan cuando choca con algún elemento. Si el ejemplar está de paso, la frecuencia entre sonido y sonido es más larga, pero si busca comida es más corta.

El sistema que el Govern pone en marcha ahora no sirve para diferenciar individuos concretos, ya que la única forma de hacerlo es fotografiar a cada ejemplar e identificarlo a través de las marcas de su aleta dorsal. Brotons avanza que este trabajo está programado para el año que viene en la Reserva Marina de es Freus.

Este técnico de la Dirección General de Pesca afirma que "la población de delfín mular de Balears es la mejor conservada del Mediterráneo Occidental, teniendo en cuenta que la población en esta zona del mar se ha reducido muchísimo y se ha fragmentado, es decir, que el registro de delfines varados y de avistamientos ha bajado a lo largo de los años, pero esto no ha ocurrido en aguas interiores de Balears".

Actualmente, la población estimada, con todas las reservas, "puede situarse en alrededor de los 1.500 individuos", afirma Brotons, que insiste en que esta cifra debe ser tratada "entre comillas porque es bastante complicado fijar una población exacta".

La Dirección General de Pesca quiere dar continuidad con este plan a los estudios sobre el delfín mular, que se han centrado en la fotoidentificación y en la colocación de pingers, que son dispositivos acústicos que se instalan en las redes de los pescadores y que ahuyentan a los delfines cuando van a comerse las capturas.

Fecha: 30.06.07
http://www.levante-emv.com/secciones/noticia.jsp?pRef=2008063000_19_466716__Comunitat-Valenciana-busca-sonido-delfines

No hay comentarios: