lunes, 14 de julio de 2008

Las protectoras, desbordadas por el abandono de perros en verano

Todos los veranos las cifras de abandono de animales aumentan notablemente. La gente se va de vacaciones y a menudo no sabe qué hacer con sus perros, y en vez de dejarlos en guarderías caninas o alojarse en hoteles donde admitan animales de compañía, opta por abandonarlos.

Según el estudio Scalibor contra el abandono de mascotas realizado por internet, el 53% de los catalanes reconoce que le es bastante difícil ocuparse de su animal de compañía durante el período estival. El estudio revela que otros ciclos del año complicados para los catalanes son por orden: días entre semana, vacaciones de Semana Santa, Navidades y, finalmente, fines de semana. Las consecuencias son fatídicas, ya que las protectoras están desbordadas y son incapaces de admitir a más perros en sus instalaciones. En la capital del Segrià cada protectora tiene entre 200 y 250 perros, y aunque aumentan las adopciones, también incrementa la entrada de canes.

Verano

En verano, estas asociaciones pueden llegar a recibir más de 40 llamadas para llevar a sus perros. Lydia Argilés, presidenta de una protectora de animales, es partidaria de hacer test sicológicos a las personas que quieran tener a un animal con tal de evitar posibles abandonos, como ya se hace en Inglaterra. También cree que las leyes deberían endurecerse para reducir posibles abandonos. Por ejemplo, los amos que no pusieran el chip a sus animales deberían ser multados. Las campañas publicitarias en contra del maltrato animal y el abandono deberían multiplicarse en estas fechas para concienciar a los dueños.

Según el estudio Scalibor, casi 9 de cada 10 catalanes considera que las personas que abandonan animales deberían ingresar en prisión. Además, el 94% opina que se debería publicar un listado de personas que maltratan o abandonan a sus mascotas como medida de prevención y protección de los derechos de los animales.

Situación deplorable

Por otra parte, los perros que llegan a las protectoras lo hacen en condiciones deplorables: maltratados, desnutridos y asustados. El proceso de recuperación de los animales depende mucho de la situación que han vivido previamente. Los perros de raza abandonados por sus dueños son los que más sufren en estos centros, ya que están acostumbrados a unos cuidados que lamentablemente no pueden recibir en las protectoras. El pienso que comían estos perros en sus antiguas casas era de mejor calidad, el agua más fresca, y estaban siempre acompañados.

Adopción

Se debe tener en cuenta que ocuparse de un perro no es lo mismo que ocuparse de 250, y aunque se les da todo el cariño posible, es inevitable que exista un cambio brusco. Esto genera un gran trauma entre los animales, del que a menudo no se pueden recuperar.

Por otra parte, las protectoras quieren remarcar lo importante que es esterilizar o castrar a los animales para evitar la descendencia. A través de estos mecanismos se reduce la necesidad de copular y los perros se vuelven menos agresivos. Según Charo, de la protectora dels animals del Segrià, los perros no tienen que formar una familia, sino que deben estar con una familia. El estudio Scalibor confirma que el 92% de los catalanes operaría a su mascota para evitar camadas no deseadas, los animales que corren el mayor riesgo de abandono.

“Los que aprecian a los animales no se casan con marcas”, afirma Argilés. Las protectoras consideran que las personas que realmente aprecian a los animales se dirigen a sus instalaciones para adoptar a los perros en vez de acudir a tiendas, donde priman las razas y las ganas de presumir de los perros. Asimismo, cuando una persona decide tener un perro, debe pensar que el animal crece y tiene diferentes necesidades. Los animales establecen vínculos con las personas y se unen a ellos de por vida. Argilés cree que los seres vivos no deben comprarse nunca, por eso piensa que es intolerable que existan tiendas de animales.

Aquellos que deseen tener un perro pueden dirigirse a las diferentes protectoras de la ciudad o visitar sus páginas web. La asociación de Lydia Argilés dispone de una revista gratuita que circula por Catalunya y se edita cada dos meses, donde se puede encontrar diversa información. Además, todos aquellos que deseen colaborar con estas asociaciones pueden convertirse en socios, voluntarios o padrinos de los perros. Aunque las personas que donan dinero, pasean a los perros, los bañan y limpian las jaulas aumentan día tras día, aún se necesita más ayuda para ayudar a los animales.

Fecha: 14.07.08
http://www.lamanyana.es/web/html/lanoticia.html?id=83611&seccio=sociedad&fecha=2008-07-14&sortida=03:00:00

No hay comentarios: