martes, 30 de septiembre de 2008

Envenenan a dos perros de caza en Los Giles

Un perro murió y otro resultó gravemente herido después de haber sido envenenados cuando iban de caza con su dueño, quien denunció los hechos a la Policía Nacional.

El suceso ocurrió el domingo cuando Fidel Domínguez Molina, vecino de Las Palmas de Gran Canaria, salió con sus dos perros Pointer de caza por la zona de Los Giles.

Al llegar a los invernaderos, situados junto al depósito de agua Firgas, frente a Las Torres, ambos perros (un macho y una hembra) bebieron de un cacharro que había en la zona. El macho cayó fulminado al suelo y murió pocos minutos después. La hembra pudo ser rescatada con vida y actualmente se encuentra en un centro veterinario recuperándose de las lesiones.

«Caminaron unos 30 metros y cayeron de golpe», explicó el dueño de los canes, Fidel Domínguez, quien telefoneó para denunciar lo ocurrido al Seprona, que quedó en ponerse en contacto con él aunque, al parecer, aún no lo ha hecho. Domínguez también interpuso ayer una denuncia en la Policía Nacional, y ahora espera a que la Policía Científica analice los restos del cacharro, que conserva el cazador.

Ésta no es la primera vez que le ocurre algo así, ya que hace tres años le envenenaron a otro perro, a igual que le ha pasado a otros compañeros.

Además, los conejos también pueden haber bebido del mismo cacharro con veneno, por lo que se puede poner en peligro la salud de las personas.

Fuente: http://www.canarias7.es/articulo.cfm?id=110540
Fecha: 30.09.08

No hay comentarios: