sábado, 15 de noviembre de 2008

Proyecto Gran Simio exige boicotear el turismo en Gibraltar por la matanza de diez macacos en el Peñón

La organización Proyecto Gran Simio exigió hoy "a todos los ciudadanos españoles" realizar un boicot turístico contra el Peñón de Gibraltar, cuyo "único atractivo" son sus monos, debido a la última matanza de diez macacos (Macaca Sylvanus), lo que consideran un acto de "verdadera ignorancia y falta de respeto ante la vida".

En ese sentido, Proyecto Gran Simio asegura que ofrecieron alternativas a las autoridades de este enclave, que "en contra de sus propias palabras" han permitido la "matanza" de diez monos. Así, denuncia la "ineficacia" de los responsables de medio ambiente de Gibraltar porque son capaces de "anteponer la muerte ante una salida digna de unos primates que tienen derecho a la vida".

El director ejecutivo del Proyecto Gran Simio en España, Pedro Pozas Terradas afirmó que la muerte de los macacos es muy fácil aplicarla cuando sus responsables "ignoran el valor de una especie amenazada y emblemática" como es el mono de Gibraltar.

Igualmente, Pozas Terradas sostuvo que la matanza de diez primates sin rigor científico cuando existen alternativas que fueron ofrecidas de forma gratuita es "una forma de desprecio a la vida, a la biodiversidad, a la riqueza ecológica y al medio natural".

"No se puede entender que por un lado se saque rentabilidad económica de una especie en peligro de extinción y por el otro, a la primera de cambio, se organice una cacería sin ningún remordimiento", señaló.

Asimismo, la organización explica que ya el pasado mes de abril se intentó realizar otra matanza que logró ser parada por ellos y por la Liga Internacional para la defensa de Primates del Reino Unido, que forzaron al Ministro de Turismo de Gibraltar a hacer declaraciones y a asegurar que en un año los macacos serían capturados y enviados a un centro en Reino Unido.

El primer ministro británico Winston Churchil ordenó llevar decenas de ejemplares del norte de Africa para asegurar la población del Peñón durante la II Guerra Mundial, cuando se temía una posible invasión hispano-germana en Gibraltar. La tradición decía que mientras los monos existieran en el Peñón, ese territorio continuaría siendo una colonia británica que en la actualidad es la última de Europa.

Fuente: http://www.finanzas.com/noticias/economia/2008-11-14/63367_proyecto-gran-simio-exige-boicotear.html
Fecha: 14.11.08

No hay comentarios: