lunes, 15 de diciembre de 2008

Inhabilitan a un vecino de Chinchón para tener animales por maltrato a perros

La Comunidad de Madrid ha resuelto, atendiendo una denuncia de la ONG Amnistía Internacional, inhabilitar para tener animales durante 10 años al propietario de medio centenar de perros a los que tuvo diez años viviendo en unas condiciones deplorables en Chinchón (Madrid).

Según informa Amnistía Animal, las denuncias de un vecino de la finca de Chichón donde este hombre tuvo malviviendo a 46 perros fueron continuas durante diez años, pero sólo a partir de la denuncia de esta ONG se tomaron medidas.

En todo ese tiempo, explica Matilde Cubillo, presidenta de Amnistía Animal, "las perras parían continuamente y muchos de los cachorros desaparecían sin saber muy bien su destino".

En enero la ONG presentó con urgencia una denuncia y se pidió la incautación de los animales, así como la inhabilitación del propietario.

Cuando miembros de Amnistía Animal inspeccionaron el lugar, quedaron totalmente impactados por la "horrible" situación en la que vivían los animales, hacinados en caravanas o furgonetas viejas e, incluso, inmovilizados en carros de compra de hipermercados, rodeados además de suciedad, chatarra, neumáticos viejos.

"Fue muy duro, ya que los pobres animales, entre los que había cachorros de entre 6 y 9 meses, nunca habían estado en contacto con las personas, aparte del propietario. Muchos de ellos tuvieron que ser sedados con dardos anestésicos para poder ser trasladados a los diferentes centros y otros escaparon al abrir las puertas, por lo que hubo después que capturarlos", recuerda Cubillo.

Los animales, que estaban "aterrorizados", necesitaron una importante y constante atención veterinaria, pues, aunque su aspecto era el de animales obesos, estaban totalmente desnutridos y anémicos porque el dueño les daba de comer una especie de harina totalmente inadecuada para la alimentación de perros, añade.

Presentaban, además, parásitos externos e internos, heridas en la piel y, sobre todo, problemas de huesos, ya que la mayoría vivían en habitáculos muy pequeños.

"Las secuelas físicas afortunadamente con unos buenos cuidados veterinarios se solucionan", manifiesta Cubillo, que destaca que "lo peor son las psicológicas", ya que estos perros, al no haber estado en contacto con personas, salvo su maltratador, sentían pánico cada vez que entraba alguien en su cubil".

Por ello, los grupos de voluntarios de terapia de los distintos centros han tenido que desarrollar un papel importante en la recuperación de los animales.

Amnistía Animal pide ahora a la Comunidad de Madrid que siga "pendiente" para que este hombre, al que también se ha impuesto una fuerte multa, "no vuelva a las andadas acumulando y maltratando animales". EFE aga/is

Fuente: http://www.elconfidencial.com/cache/2008/12/14/35_inhabilitan_vecino_chinchon_tener_animales_maltrato.html Fecha: 14.12.08

1 comentario:

Anónimo dijo...

Yo soy un chico de chinchon y tengo un vecino que cria bretones a dietro y siestro los pega cuando esta borracho y cuando no loesta tanbien.bes los cachorros un dia y alas siguientes semanas esta viniendo coches y furgonetas haora veo que encima de criar acojen perro biene gente rara y dejan los perros.en cien tros cuadrados hay unos vente perro.crian venden acogen cobran.yo pido ayuda para que estas personas pague de alguna forma nadie escucha.a seme olbida tienen gatos queman la basura las eces de los animales y muchas otras cosas que seme revuelve el estomago de recordarlo sies verdad que quiere alos animales ayudenme con este caso porfavor dejo mi correo avefenixvv@hotmail.com