martes, 29 de diciembre de 2009

El primer centro de estudio de primates del mundo, en ruinas

Estado de abandono en el que se encuentra la 'Casa Amarilla', en el Puerto de la Cruz. Efe

El primer centro de estudios de primates del mundo estuvo en Tenerife. Una familia inglesa adquirió el centro y la parcela que lo rodea en 1918. Reclaman al Ayuntamiento que expropie el inmueble y lo convierta en museo.

El primer centro de estudios de primates del mundo estuvo en Tenerife. Lo fundó en 1913 el psicólogo Wolfgang Köhler, uno de los padres de la escuela psicológica de la Gestalt, que eligió el municipio de Puerto de la Cruz como sede de esta institución. La llamada 'Casa Amarilla', que acogía el centro, se encuentra ahora en ruinas.

Los psicólogos de la Universidad de La Laguna llevan años denunciando la situación de abandono del inmueble y han propuesto al Ayuntamiento del Puerto de la Cruz la creación de un museo de la Psicología y la Primatología, que organizaría también cursos, talleres y congresos sobre estos animales.

"Llevamos 17 años intentándolo, hasta ahora con pocos resultados", afirma Carlos Álvarez, profesor y delegado de la facultad de Psicología de la ULL para la recuperación de la 'Casa Amarilla'. "En 2004, el actual alcalde de Puerto de la Cruz, Marcos Brito, se comprometió a salvar el edificio. Asimismo, obtuvimos del Cabildo de Tenerife el compromiso de que, una vez expropiado, se encargarían de restaurarlo. Algunas asociaciones alemanas han mostrado también su interés en colaborar económicamente", explica.

El pasado mes de junio, la 'Asociación Wolfgang Köhler' solicitó formalmente al Ayuntamiento la expropiación del inmueble a los Yeoward, la familia inglesa que la adquirió en 1918, cuando se cerró la estación. Además del inmueble compraron toda la extensión platanera, pues la familia se dedicaba a la exportación de esta fruta.

Experimentos pioneros

En 1994 los propietarios derribaron parcialmente el inmueble. Sin embargo, tras una larga batalla legal entre los dueños y el Ayuntamiento, el edificio fue declarado bien de interés con categoría de sitio histórico. "No han cumplido con su obligación de ceder la parcela al Ayuntamiento y no han mostrado ningún interés en conservar el terreno y restaurar el inmueble para el cometido asignado, por lo que no hay razón para posponer su expropiación", asegura Melchor Hernández, presidente de la asociación.

Los chimpancés,
durante un experimento.

Hernández considera que los experimentos que se realizaron en Tenerife son "un hito histórico" y subraya la importancia de que se cree un centro para conmemorarlo.

La Gestalt fue una de las escuelas más influyentes en la historia de la Psicología. Wolfgang Köhler, nacido en Estonia aunque formado en Alemania, aportó el concepto de aprendizaje 'por Insight'. Mediante un experimento con chimpancés en el centro de Tenerife, Köhler descubrió que estos animales tenían mecanismos de razonamiento próximos a los seres humanos.

El investigador colgó un plátano del techo y facilitó a los chimpancés varios elementos para llegar a él, como cajas o varas. El aprendizaje 'por Insight' se produce cuando, al intentar solucionar un problema, la solución intuitiva llega en el momento más inesperado. Así ocurrió con el chimpancé del experimento: en un momento determinado, se quedó quieto, apiló las cajas y se hizo con el plátano.

Los animales también utilizaron las varas puestas a su alcance para hacerse con la fruta. En otro experimento, llegaron a quitar una piedra y abrir una puerta para coger el plátano que se hallaba detrás.

La solución del problema no llegaba, por tanto, tras sumar todos los intentos, sino que la reestructuración de los elementos provocaba su resolución.

Una vida rodeada de misterio

La figura de Wolfgang Köhler ha estado rodeada de misterio e incógnitas. Meses antes de que comenzara la I Guerra Mundial, los ingleses le acusaron de ser un espía y de controlar el paso de los submarinos ingleses desde Tenerife. Ronald Ley recoge en su libro 'A wisper of espionage' algunas de las especulaciones sobre Wolfgang Köhler.

En 1918 se cerró el centro del Puerto de la Cruz y los chimpancés fueron trasladados a la Orotava, otra localidad de Tenerife, hasta 1920. Ese año, Köhler regresó a Alemania y los animales fueron enviados al zoo de Berlín. El último chimpancé del grupo que participó en los experimentos falleció en 1921. Gracias a los estudios de Tenerife, consiguió la cátedra de psicología más importante en Alemania, en la Universidad de Berlín.

Aunque no era judío, Köhler fue uno de los primeros que se atrevió a criticar públicamente a Adolf Hitler. Descontento con la situación en Alemania, el profesor emigró a Estados Unidos en los años 30, donde fue profesor y donde falleció en 1967.

Por Teresa Guerrero, Madrid

Fuente: http://www.elmundo.es/elmundo/2009/12/28/ciencia/1261999116.html
Fecha: 28.12.09

No hay comentarios: