sábado, 19 de diciembre de 2009

Cataluña abre una vía legal para prohibir las corridas de toros

Nueve diputados indecisos mantendrán hasta el final el suspense de la abolición

El Parlamento catalán abrió ayer las puertas a que se debata en la cámara si las corridas de toros se deben prohibir o no en esta comunidad autónoma. El Pleno aprobó en una disputada votación la Iniciativa Legislativa Popular (ILP) de las entidades protectoras para abolir las corridas. No faltaba ni uno de los 135 diputados del hemiciclo que en medio de una gran expectación votaron en secreto: 67 a favor de la ILP y 59, en contra. Cinco se abstuvieron y cuatro, pese a ocupar sus escaños, no ejercieron su derecho. La votación permitirá discutir la modificación de un artículo de la Ley de Protección de los Animales, de 2003, que prohíbe la tortura de los mismos pero hace la salvedad con los toros.

El resultado fue acogido con abrazos, sonrisas y lágrimas por parte de los miembros de la Plataforma Prou! (¡Basta!) que han recogido 180.000 firmas contra el espectáculo taurino. "Es que hemos tenido mucha tensión estas semanas", dijo sollozando una joven de la plataforma, con los ojos enrojecidos, en medio del Salón de los Pasos Perdidos. Los grupos protaurinos observaban la escena con estupor pero, como apuntó el torero catalán Serafín Marín, el tanteo final le da esperanzas. "Pensaba que iba a ser peor", admitió el rejoneador que se vio con fuerzas renovadas para presentar batalla.

Y será reñida. Fuentes parlamentarias sostienen que hay nueve votos, entre los que se abstuvieron y los que no votaron, que pueden girar la tortilla. La ley regresará a la comisión y seguramente se votará en mayo. "Aún tenemos partido", resumió Luis Corrales, coordinador de la plataforma pro-fiesta. "El marcador está a cero", reconoce Leonardo Danselmi, de la Plataforma Prou! consciente de la dificultad de persuadir a los diputados. La luz verde a la ILP estaba en 68 escaños y los animalistas contaban con los 33 votos de la izquierda (21 de ERC y 12 de Iniciativa-Izquiera Unida) y los defensores de las corridas 17: 14 del Partido Popular y 3 de Ciutadans. El suspense estaba garantizado porque convergentes y socialistas, con 48 y 37 escaños, tenían libertad de voto. Más de la mitad se fueron a favor de las corridas.

Con ese resultado, todas las miradas se dirigieron al PSC porque entre los animalistas cundió la certeza de que sus diputados votaron casi en bloque en contra de la ILP. De hecho, el PSC, el PP y Ciudadanos presentaron una enmienda la totalidad contra la ILP. La realidad es que el debate incomodó sobremanera al presidente de la Generalitat José Montilla, que no quiere más frentes porque tiene bastante con el del Estatuto. Acudió al hemiciclo sólo a votar y lo hizo a favor de las corridas.

La sesión empezó con una exposición de la animalista Anna Mulà, que defendió la sinrazón de torturar a los animales en el siglo XXI. En su réplica, David Pérez, portavoz socialista y aficionado a los toros, defendió los derechos de las minorías taurinas en Cataluña y pidió a los diputados que no fueran ingenuos porque se trataba de un debate identitario que asocia corridas a España. "No quiero una Cataluña en la que si no eres del Barça no eres catalán: si te gusta Loquillo, eres un poco sospechoso; si te gusta Maite Martín... Y si te gustan los toros, español", exclamó.

Los grupos nacionalistas no recogieron el guante porque tanto CiU como ERC admitieron sin ambages la catalanidad de la fiesta. Josep Rull (CiU) acabó su discurso con la frase de Mahatma Ghandi de que el grado de civilización de un pueblo se mide por cómo trata a sus animales. Y el republicano Joan Puigcercós fue tajante: "Que nadie se equivoque. Este no es un debate catalán. Es universal". Rafael Luna (PP) abogó por la fiesta por tradición, Albert Rivera (Ciutadans) por la libertad y Francesc Pané (ICV), en un discurso poético, pidió su abolición por cuestión ética. Y se votó. Y el suspense se mantendrá hasta mayo.

Fuente: http://www.elpais.com/articulo/cultura/Cataluna/abre/via/legal/prohibir/corridas/toros/elpepicul/20091219elpepicul_11/Tes
Fecha: 19.12.09

Los antitaurinos llaman al Parlament a poner fin a la "tortura" de los toros

Anna Mulà, portavoz de la plataforma "Prou!" (¡Basta!), ha defendido que el Parlament prohiba las corridas de toros en Cataluña. "Las corridas no encajan en los nuevos valores de la sociedad del siglo XXI. Los animales no se pueden tratar sólo instrumentalmente.

Anna Mulà, portavoz de la plataforma "Prou!" (¡Basta!), impulsora de la Iniciativa Legislativa Popular (ILP) que pide prohibir las corridas de toros en Cataluña, ha llamado hoy a los 135 diputados del Parlament a que se avengan a poner fin a la "tortura de los animales como espectáculo".

Así lo ha expuesto Mulà en los quince minutos de los que ha dispuesto para defender, en la tribuna de oradores del hemiciclo, la tramitación de la ILP, que sólo será posible si son rechazadas las enmiendas a la totalidad propuestas por PSC, ERC e ICV-EUiA.

Mulà se ha centrado en desgranar argumentos de la etología para probar que el toro, lejos de ser "una cosa con la que nos podemos divertir haciéndolo sufrir", es un mamífero con "sensibilidad psíquica y física", cuyo "sistema nervioso que registra el dolor físico y lo transmite al cerebro".

En la plaza, solo frente a torero, picador y banderilleros, el toro se encuentra en una total "indefensión", por lo que el maltrato al que se le somete implica "un punto de cobardía inaceptable".

Mulà ha insistido en destacar el anacronismo que representa la llamada "fiesta nacional" en la Cataluña actual: "Las corridas no encajan en los nuevos valores de la sociedad del siglo XXI. Los animales no se pueden tratar sólo instrumentalmente".

Frente a quienes esgrimen el argumento de "prohibido prohibir" para rechazar la ILP, Mulà ha dicho que "se prohíbe básicamente aquello que ya no es aceptable".

Para poder respetar a las "minorías" como la protaurina, ha avisado, hace falta que "sus actos sean aceptados mayoritariamente por la sociedad" y se ha preguntado cómo se puede pedir a las nuevas generaciones que "cuiden la naturaleza" si al mismo tiempo se sigue "legalizando la violencia" contra los toros en las corridas.

Escasa afición entre los catalanes

También ha destacado que la tauromaquia en Cataluña hace tiempo que viene perdiendo fuelle, muchas de las plazas han sido derruidas hasta el punto de que sólo sigue activa la Monumental de Barcelona, aunque con un "descenso de asistencia" que sólo sube cuando viene a torear José Tomás ante un público que en buena parte no es catalán, ha asegurado.

La cultura no es una realidad estática

"En el pasado habían tenido cierta relevancia, pero hay numerosos indicios de que las corridas en Cataluña pertenecen al pasado", ha denunciado.

Mulà ha remarcado que "la cultura no es una realidad estática", por lo que la conservación de las tradiciones sólo se justifica si éstas siguen teniendo hoy día algún sentido: "Los toros en Cataluña tuvieron una importancia relativa. Pero negamos que en 500 años de historia no haya pasado nada. ¿Seguiremos ciegamente todas las tradiciones?".

Tras explicar "algo tan obvio como por qué preferimos la vida a la muerte", Mulà ha pedido a los diputados que "escuchen a la ciudadanía" y acepten la tramitación de esta ILP, que ha recabado 180.000 firmas y que propone modificar la ley de protección de animales para que se prohíban las corridas de toros en Cataluña.

Pocos activistas

Las bajas temperaturas que se registraban en Barcelona a primera hora de la mañana han podido influir en que el número de activistas pro y antitaurinos presentes a las puertas del Parlament, haya sido muy escaso.

Lluis Villacorta era uno de los activistas concentrado a las puertas, cubierto de pintura roja a modo de sangre, y con una simple camiseta a pesar del frío, mostraba una pancarta contra las corridas, en este caso en inglés, "porque queremos que todo el mundo se entere de que se trata de una tortura", ha asegurado este antitaurino.

Desde hace cinco años, Villacorta protesta ante las puertas de la plaza Monumental de Barcelona cada vez que hay un espectáculo de tauromaquia.

Entre las pocas personas que se encontraban en las puertas del Parlament, estaban los dos integrantes del espectáculo "La Fiesta del toro", un montaje que ayer se estrenó en el Teatro del Raval, y que se podrá ver hasta el día 10 de enero.

Fuente: http://www.20minutos.es/noticia/590958/0/toros/parlamento/cataluna/
Fecha: 18.12.09