sábado, 29 de mayo de 2010

Otro rescate de perros, esta vez en un pueblo de Albacete

Efectivos de la patrulla de la Guardia Civil del Seprona y técnicos de Medio Ambiente del Ayuntamiento almanseño se desplazaron a una finca particular para la retirada de perros ante un caso de supuesto incumplimiento de la normativa de tenencia de animales domésticos, siguiendo el contenido recogido en la ordenanza de Medio Ambiente.

Los hechos se remontan al pasado mes de febrero, fecha en la que el Seprona, mediante una inspección, detectó el caso e informó al ayuntamiento, que abrió un expediente y ordenó, como medida cautelar, la retirada de los perros dada la situación en la que viven.

Según explicó el técnico de Medio Ambiente, Juan Carlos Sánchez, a raíz de diversas denuncias efectuadas por el Seprona y remitidas al consistorio almanseño «se ha iniciado un expediente que por la gravedad de los hechos denunciados obligaban como medida cautelar a realizar la intervención de los animales», aseguró.

Sánchez detalló que en el emplazamiento se encontraba un elevado número de perros en unas «muy deficientes» condiciones higiénicas, de salubridad y de la propia seguridad y dignidad de los animales.

Los efectivos del Seprona iniciaron los trámites para requisar los animales a su propietario. La denuncia del Seprona va acompañada de un anexo fotográfico en el que se aprecian las desagradables condiciones en las que se encontraban los perros (hacinamiento, suciedad, animales enterrados, semienterrados y en estado de descomposición junto con otros animales, etcétera).

Además, y tal como contempla la ordenanza municipal de Medio Ambiente, se iniciarán los correspondientes expedientes sancionadores, «tanto por acumulación de todo tipo de residuos, como por las condiciones en las que se encontraban los animales», explicó.

La ordenanza establece, para los casos en los que los animales se encuentren en condiciones deficientes la posibilidad de considerarlos abandonados y, por tanto, el ayuntamiento cuenta con título competencial para intervenir.

De este modo, los perros se retirarán y se trasladarán a la protectora de animales, donde se le aportarán los cuidados necesarios; posteriormente, estudiarían la posibilidad de retornarlos a su propietario, en el caso de que se produzcan las condiciones necesarias.

«Entendíamos que era un tema de importancia suficiente como para hacer una medida cautelar, que era una retirada de los animales para salvaguardar la propia integridad de los animales y además es un foco de insalubridad e inseguridad», detalló Sánchez.

Fuente: http://www.laverdad.es/albacete/v/20100529/provincia/medio-ambiente-interviene-finca-20100529.html
Fecha: 29.05.10

No hay comentarios: