domingo, 16 de mayo de 2010

Un cazador asesina a dos activistas en Italia


Elvio Fichera y Paola Quartini

Renzo Castagnola, de 58 años, es el hombre que disparó seis tiros esta mañana contra dos guardias forestales, un hombre y una mujer, y luego se suicidó. El hecho sucedió en el este de Génova.

Todo comenzó cuando los guardias provinciales y activistas animalistas - Elvio Fichera, de 72 años y Paola Quartini, de 55 años - se presentaron en la casa hombre con un decreto firmado por el Fiscal de Pierce Gennaro, que pedía la incautación de nueve perros tras los informes de malos tratos presentados por organizaciones animalistas.

Después de escuchar la lectura del decreto y de las objeciones llegó la controversia: para firmar, el hombre dijo: "voy a buscar un lápiz”, y en su lugar regresó armado y comenzó a disparar salvajemente contra los guardias forestales. Su esposa, que estaba en el camino resultó herida, aunque sin gravedad. También estaban presentes algunos policías que lograron salvarse de los disparos de Castagnola, que portaba armas de caza de jabalí. Al acabar la masacre, el asesino se suicidó.

Italia es el país europeo que mayor apoyo presta a la caza y a los cazadores, intentando desde hace varios meses el crear un decreto que impida su prohibición. Además, pretenden eliminar las temporadas de caza y las especies protegidas.

Fuente: http://www.liberaong.org/nota_actualidad.php?id=1743
Fecha: 15.05.10

Una veintena de activistas antitaurinos protestan frente a Las Ventas en contra de la San Isidro


Alrededor de una veintena de activistas antitaurinos se concentraron hoy a las puertas de la Plaza de Toros de Las Ventas con motivo de los "más de 200 toros" que serán "torturados" y "asesinados" durante la Feria de San Isidro que se celebran hasta el 6 de junio.

Las protestas coincidieron además con la inauguración a la que ha acudido la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, de la exposición 'Picasso y Arias, pasión por los toros' en la misma plaza.

La portavoz de la asociación ecologista 'Animanaturalis', Miriam Angol, explicó que "siempre" durante los actos de las fiestas madrileñas han hecho actos en contra de la tauromaquia porque quieren "defender" sus principios y no pueden consentir que más de 200 toros sean "torturados". "Nosotros queremos la abolición de los toros", recalcó.

Con carteles en los que se podían leer las palabras "sangre" o "muerte" los activistas que se acercaron a la concentración tuvieron que hacer frente a los gritos e insultos de la gente que está a favor de los toros y que no ven con buenos ojos las manifestaciones de los antitaurinos.

Para José, estos activistas "perjudican" su negocio porque, según narró, tiene una taquilla en la plaza y con este tipo de actos no dan una buena imagen de la Fiesta Nacional. "Comemos de esto y nos perjudica", apostilló.

Tal fue la indignación de taurinos y antitaurinos que en un momento de la concentración hubo un pequeño enfrentamiento verbal entre ambos colectivos. Un hombre que paseaba por allí aseguró que "nadie obliga a nadie" a ir a los toros. "El que no quiera que no vaya", añadió.

Para Miriam este tipo de altercados suelen ser habituales en los actos que organizan. "Escuchar insultos no es agradable por eso no lo hemos hecho a las cinco de la tarde para evitar provocar más", finalizó.

Fuente: http://www.europapress.es/madrid/noticia-veintena-activistas-antitaurinos-protestan-frente-ventas-contra-san-isidro-20100514162704.html
Fecha: 14.05.10