viernes, 4 de marzo de 2011

La Universidad de Alicante quiere acabar con su colonia felina


Artículo de César Miras

Me llamo César y soy el marido de una de las voluntarias que, sin ayuda de nadie, estábamos consiguiendo hasta ahora mantener y controlar la colonia felina de la Universidad de Alicante siguiendo el mismo protocolo que se sigue en otras universidad o lugares públicos de España (esterilizando la colonia, alimentándolos a base de pienso seco y calidad que no produce olores, proporcionándoles asistencia veterinaria cuando así lo necesitan...). Además, se promovía la adopción de los gatos a través de la asociación Asoka el Grande (www.asokaelgrande.org), habiéndose conseguido ya varios casos de adopción con éxito.

Y me estoy refiriendo al pasado porque la Universidad ha decidido, sin tener en cuenta la opinión de expertos, de los propios voluntarios que nunca han recibido ayuda de la Universidad, de los veterinarios que colaboran con el grupo de voluntarios o de asociaciones de animales (Asoka el Grande o la Sociedad Protectora de Animales y Plantas de Alicante), que esa colonia es un problema para la salud de los universitarios y trabajadores y ha dado orden por escrito de retirar todos los comederos y bebederos que se encuentren y a sancionar a las personas que los cuidan para poder ir "retirándolos" a la protectora de animales. Les dejo aquí su contestación, que tiene que ser copiada y no puede ser una fotocopia o escaneo de la original por motivos de seguridad al tratarse de un documento interno de la Universidad, pero la original tiene registro de salida oficial del Secretariado de Prevención de la Universidad de Alicante:

"Desde el Servicio de Prevención se nos advirtió de la existencia de una población creciente de gatos en el Campus de la UA alentada por algunos trabajadores que los alimentan y que esto supone un riesgo para los trabajadores de la UA. Además por parte del Servicio de Prevención se nos recomendaba: un control exhaustivo, en la medida de lo posible, de dicha población; la prohibición de alimentar animales y prohibir el que se aliente el incremento de población.

Ante las quejas que estamos recibiendo por parte de los usuarios del Campus y por parte del Servicio de Prevención parece evidente el Campus de la UA no es el lugar adecuado, ni presenta características básicas para crear y/o mantener una colonia controlada de animales y que debemos, por tanto, tay y como recomienda el Servicio de Prevención, prohibir la alimentación de animales (gatos, etc.) para permitir así su retirada por la protectora de animales.

En cualquier caso pueden mantener una colonia controlada de aquellos animales cuya documentación tengan en regla en cualquier espacio particular fuera del campus."

Están mintiendo diciendo que es el sentir mayoritario de la comunidad universitaria (tenemos una encuesta en nuestro poder de hace un par de años en la que casi el 70% de la comunidad universitaria está a favor y se está moviendo las protestas a través de redes sociales, encontrándonos con un apoyo mayoritario de estudiantes, trabajadores y asociaciones). Están denegando toda posibilidad de reunión posteriori a esta comunicación alegando que "la decisión ya está tomada y no hay más que hablar" (¿decisión tomada por quién y en base a qué?). Están diciendo que ya han hablado con la Protectora de Animales de Alicante para que los retire (sin embargo, su presidente, Raúl Mérida, nos ha admitido que fueron contactados hace meses pero niegan que lo vayan a hacer porque no pueden encargarse de un grupo tan elevado de gatos y porque no están de acuerdo con tal decisión por considerarla un disparate que no solucionaría nada y les propuso hacer justo lo que hacen los voluntarios).

Por otra parte, en opinión de veterinarios han de saber que el Campus de Alicante es "ideal" para estas colonias, al no tener tráfico de coches interno, tratarse de un recinto cerrado, tener restos de comida de los restaurantes que hay dentro de él y de los miles de estudiantes que allí comen a diario, tener espacios y vegetación donde poder esconderse o tener el cariño de la gente que allí se encuentran. Todas esas razones son las mismas por las cuales estos veterinarios consideran que tarde o temprano volverá a aparecer una nueva colonia, esta vez con menos control. Lamentablemente, algunos de estos gatos son abandonados, y en vez de perseguir a los que cometen estos actos se intenta perseguir a los que intentan que estos animales tengan una segunda oportunidad y que la Universidad sea únicamente un sitio de paso.

Sepan que la Universidad de Alicante está colaborando con el Instituto Jane Goodall y han promovido junto a ellos la Cátedra Jane Goodall (http://imem.ua.es/es/catedra-jane-goodall/catedra-jane-goodall.html), de la que tanto presumen. Estos son sus objetivos:

· Educación y sensibilización ambiental
· Conservación de las especies y el medio
· Colaborar en proyectos de desarrollo sostenible con comunidades locales
· Contribuir a la formación de los estudiantes universitarios en materia medioambiental
· Difusión de iniciativas y trabajos relacionados con la conservación y el desarrollo
· Participación en proyectos de investigación en el campo de la biología de la conservación y afines.

¿No son estos puntos una contradicción tras otra con la decisión que han tomado de acabar con la comunidad felina del campus?

Nadie de los que han tomado esta decisión parecen estar dispuestos a valorar otros proyectos de control de colonias felinas (Universidad y Jardín Botánico de Valencia, universidades de Cataluña, ayuntamientos de la Comunidad Valenciana, asociaciones de vecinos del propio Alicante...), aunque sabemos que aquellos se han puesto en contacto con la Universidad de Alicante para mostrarles su desacuerdo, ni a saber de las bondades y ventajas que conlleva tener una colonia controlada, ni a interesarse de qué pasaría cuando desapareciera una colonia y apareciera otra. ¡Nadie! En vez de combatir el abandono animal que ha supuesto la ampliación de la colonia felina que ya existía en la Universidad, quieren penalizar a los que se ocupan y preocupan de ella sin remuneración ni ayuda alguna de la Universidad.

Hace años se les entregó un proyecto e incluso afirmaron que habían comenzado los trámites para declarar el campus núcleo zoológico, pero eso quedó en el olvido y ahora su mayor interés es deshacerse de sus animales porque, según ellos, ¡suponen un riesgo para los trabajadores! Les adjunto una captura del blog del actual rector durante el proceso electoral de 2008 (http://blogs.ua.es/ijraneda/blog-personal) en donde reconoció la buena labor del grupo de voluntarios y la existencia de este proyecto y no dudó en pedir el voto para poder llevarlo a cabo cuanto antes. Ahora no quiere ni reunirse con los voluntarios ni saber nada del tema que no sea la retirada con vaya usted a saber qué destino de estos animales porque nadie nos comunica ciertamente a dónde van a ir para poder hacerles un seguimiento.

Se están promoviendo protestas a través de Facebook (http://www.facebook.com/event.php?eid=190640217636450), se ha organizado el jueves a las 11:30 una concentración frente al edificio de rectorado, y se ha creado un blog para hacer un seguimiento del tema y dar a conocer el trabajo del voluntariado (http://gatosdelaua.blogpost.com). Y ahora, como último recurso, estamos avisando a la prensa ante lo que consideramos una barbarie, porque siguen retirando los comederos y bebederos y tememos que cualquier día desaparezcan los gatos, que están siendo cuidados y controlados, hacia una muerte segura, porque nadie quiere aclarar a los voluntarios a dónde van a ir esos gatos si la protectora de animales de Alicante ya ha dicho que no se va a hacer cargo.

Estamos desesperados y ya no sabemos qué hacer ni a quién recurrir para evitar lo que parece inevitable, que la Universidad de Alicante, por la incompresión e ignorancia de los que la regentan, mande matar a todos los gatos que habitan en ella.

Fuente: http://www.estrelladigital.es/cartas/Universidad-Alicante-quiere-colonia-felina_0_912508768.html
Fecha: 02.03.11

No hay comentarios: