miércoles, 11 de abril de 2012

La Junta Electoral tramita una denuncia contra la ILP de los protaurinos catalanes



Página de Facebook de la federación impulsora de la ILP en la que se invitaba a recoger firmas sin ser federatario (Izquierda).

La Fundación Franz Weber en defensa de los derechos de los animales ha informado hoy que ya ha sido admitida a trámite la denuncia que interpuso ante la Junta Electoral hace un mes contra la Federación de Entidades Taurinas de Cataluña, según la cual, se habrían cometido irregularidades en el proceso de recogida de firmas para impulsar una Iniciativa Legislativa Popular (ILP) en defensa de la recuperación de las corridas de toros en Cataluña, prohibidas en julio de 2010.

La federación que reúne a las entidades catalanas taurinas registró ante el Instituto Nacional de Estadística 590.000 firmas el 23 de marzo a favor del regreso de la fiesta. En opinión de los animalistas, la entidad “alentó a saltarse la ley promocionando en su web y en su muro de Facebook la frase ‘recoge firmas sin ser fedatario’”.

Según lo establecido en la ley orgánica reguladora de la ILP, “La firma deberá ser autenticada por un Notario, por un Secretario Judicial, por el Secretario municipal correspondiente al municipio en cuyo censo electoral se halle inscrito el firmante o por fedatarios especiales designados por la Comisión Promotora”. La irregularidad, por tanto, residiría en la utilización de la frase “Recoge firmas sin ser fedatario”, que estuvo visible tanto en la página web de la entidad como en su muro de Facebook, según denuncian los animalistas.

En la actualidad no hay constancia de que las páginas mencionadas contengan dicha frase, pero si se echa un vistazo a la caché de Google, una herramienta que permite acceder temporalmente a anteriores versiones de una página web, se puede comprobar como, efectivamente, la federación tenía un bloque de información en el que alentaba a los aficionados a que enviasen su solicitud de recogida de firmas para que, posteriormente, los fedatarios autorizados la validasen. La doctrina de la Junta Electoral establece que quedarán invalidadas aquellas firmas recogidas por personas que no se hayan dado de alta para esta función.

La Federación de Entidades Taurinas de Cataluña, que inició el proceso de recogida de rubricas en abril del año pasado, solicitó en noviembre una moratoria de tres meses en el proceso de recogida de firmas, que originalmente es de nueve meses. Ahora, un año después del inicio del proceso, un juez será el encargado de escribir el siguiente capítulo de esta travesía en el desierto emprendida por los protaurinos de Cataluña, la única comunidad autónoma española sin corridas de toros.

Fuente: http://ccaa.elpais.com/ccaa/2012/04/10/catalunya/1334078920_028275.html
Fecha: 10.04.2012